En 1998 la archiconocida Nike patentó unas gafas sin patillas o gafas con implantes magnéticos, muy al estilo de Cíclope de los X-Men. Su sistema se fundamenta en injertar dos implantes magnéticos entre la piel y el cráneo. Un poco intrusivo y doloroso el sistema, pero la parte positiva es que nunca las perderás ni se te caerán.

Los inventores fueron David K. Peschel y Alexander Z. Nosler, y obtuvieron su concesión norteamericana con número de patente US 5719655. De nuevo leamos el resumen del invento patentado definido por ellos en la propia patente. Siempre es reconfortante leer ese profuso, hermético y arcano lenguaje de las patentes (repetitivo hasta la saciedad, gramaticalmente incorrecto y un autentico galimatías), a mi siempre me recuerda a los hermanos Marx y su famoso “la parte contratante de la primera parte será considerada como la parte contratante de la primera parte”. Procedamos pues:

Ilustración 1:Figuras de la patente de las gafas con implantes magnéticos.

“En un aspecto de la invención, se proporciona un sistema de gafas sin patillas para sujetar las gafas a la cabeza de una persona. Las gafas tienen un conjunto de lentes con un primer elemento de acoplamiento asegurado al conjunto de lentes. Un segundo elemento de acoplamiento se fija a la cabeza de una persona. El conjunto de lentes se une a la cabeza de la persona uniendo los elementos de acoplamiento primero y segundo. En otro aspecto de la invención, el primer elemento de acoplamiento es un imán y el segundo elemento de acoplamiento es un miembro que se puede atraer magnéticamente. El imán atrae el elemento que se puede atraer magnéticamente, fijando así el conjunto de lentes a la cabeza de la persona. En otro aspecto más de la invención, el primer elemento de acoplamiento es un miembro que se puede atraer magnéticamente y el segundo elemento de acoplamiento es un imán. En otro aspecto de la invención, se proporciona un dispositivo para acoplar magnéticamente ropa deportiva, tal como anteojos, a una persona. El dispositivo tiene un material de respaldo adhesivo para sujetar el dispositivo a la persona, con una cubierta flexible encima del material de respaldo adhesivo. Intercalado entre el material de respaldo y la cubierta flexible hay un imán. Después de acoplar el dispositivo a la persona, el imán del dispositivo se puede utilizar posteriormente para acoplar magnéticamente un equipo deportivo a la persona”. ¡Insuperable!, ni un punto y a aparte en un tocho de párrafo infumable, lo dicho.

La segunda patente es la denominada Beerbrella o la sombrilla para cervezas, del trio calavera Mason Schott McMullin, Robert Platt Bell y Mark Andrew See, otorgada en la oficina de patentes norteamericana en 2001 con el número de patente US 6637447B2.

Ilustración 2: Figuras de la patente de la «Beerbrella».

De la unión de umbrella y beer nació Beerbrella. O lo que es lo mismo, una sombrilla para cervezas. Como a nadie le gusta la cerveza caliente, en 2001 los cachondos Mason Schott McMullin, Robert Platt Bell y Mark Andrew See registraron un pequeño paraguas que mediante un clip o una correa se puede adjuntar a una botella de cerveza para protegerla de los rayos del sol. Además, tal y como indicaron, la sombrilla se puede decorar con logotipos con fines publicitarios. Proteger la cerveza del sol bien, pero de la temperatura ambiente en verano, como que no.

El trio calavera sin embargo fue muy mundano a la hora de describir su invento, no usan para nada la abstrusa jerga de las patentes, su resumen de la invención es el siguiente:

“La presente invención proporciona una pequeña sombrilla («Beerbrella») que se puede unir de manera removible a un recipiente de bebida para proteger el recipiente de bebida de los rayos directos del sol. El aparato comprende un pequeño paraguas de aproximadamente cinco a siete pulgadas de diámetro, aunque se pueden usar otros tamaños apropiados dentro del espíritu y alcance de la presente invención. Puede aplicarse publicidad y/o logotipos adecuados a la superficie de la sombrilla con fines promocionales. El paraguas se puede fijar al recipiente de bebida por cualquiera de varios medios, que incluyen clip, correa, copa, aislante de espuma o como un posavasos o similar. El eje de la sombrilla puede estar provisto de un pivote para permitir que la sombrilla se incline adecuadamente para protegerse del sol o por motivos estéticos”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario