Para el siguiente gadget no se me ocurre otra definición que no sea que se trata de la bicicleta de los Picapiedra. Me Imagino Vilma a tirándose cuesta abajo con ella a toda velocidad y a Pedro Picapiedra gritándola su nombre desaforadamente corriendo detrás porque se dirige hacia un árbol, vociferando su nombre tal y como hacían en los títulos de crédito de los dibujos animados.

En 2012 los diseñadores alemanes Tom Hambrock y Yuri Spetter crearon lo que ellos denominaron “el Fliz”. Se trata de una bicicleta que reemplaza los pedales por el impulso de los pies y el cuadro de la bicicleta en lugar de alojarse debajo de nosotros, se ubica encima, por lo que debemos colgarnos de un arnés que suspende al usuario entre los dos neumáticos. Literalmente hay que estar “colgado” para poder usar este curioso artilugio. Eso sí, de forma ergonómica, tal y como dicen sus diseñadores. También tiene unos cómodos reposapiés en el eje de la rueda trasera.

Ilustración 1:El Fliz, la bicicleta feliz.

Fliz está inspirada en la creación del barón Karl Drais, considerado el padre de la bicicleta. También de origen alemán, este inventor había desarrollado un vehículo antecesor de la bicicleta que se impulsaba apoyando los pies alternativamente sobre el suelo, al que se le conoce como la draisiana.

En cuanto a los materiales, opta por el carbono para dar ligereza y flexibilidad al conjunto, que se completa con unos frenos de disco y un par de ruedas, nada más, pues prescinde de cualquier otro tipo de elemento. El cuadro o marco de la bici es por tanto muy liviano.

Y ya puede ser liviano, ya. Porque cuesta abajo perfecto, pones los pies en los reposapiés traseros y vas solo; en llano ya tienes que ir andando colgado cómodamente a la velocidad que tus pies te impulsen; pero cuesta arriba, ¡ay, cuesta arriba!, como para subir el Tourmalet del Tour de Francia, ¡menudo suplicio!, no quiero ni imaginármelo. Es un vehículo para ciudades llanas, pero no para ir por Toledo, por ejemplo; salvo que se quiera tener una musculatura del tren inferior impresionante.

Otras ventajas adicionales es que es una forma de superar la incomodidad del sillín de una bicicleta y el movimiento poco natural del pedaleo sustituyéndolo por uno mucho más relajado como es el caminar.

Corría el año de 2011 cuando el diseñador londinense Dominic Wilcox creó este lápiz óptico llamado Finger-nose Stylus. Este lápiz óptico se coloca sobre la nariz para usar el teléfono con pantalla táctil en el baño.

Ilustración 2:Dominic Wilcox usando el Finger-nose Stylu

El dispositivo está hecho de un lápiz de mano incrustado en yeso fibroso. Permite al usuario sujetar el teléfono de forma segura con una mano y operarlo con la nariz. El yeso viene mezclado con fibras que le dan un aspecto piloso. Y según el propio autor: “tiene posibles usos para personas sin el uso de una mano. También es útil cuando se realizan varias tareas a la vez. Me imagino que sería un gran accesorio para los usuarios de iPad. Aunque el diseño podría hacerse más ‘sutil’ para el uso diario, tal vez viniendo del cuello”.

Pero dejemos explicarse al diseñador con sus propias palabras sobre el origen de este gadget: ”A veces uso mi teléfono táctil en el baño. Sé que es estúpido. Un problema que encuentro es que cuando pongo mi mano izquierda en el agua sin pensar, se moja y queda inservible para la navegación con pantalla táctil. Es demasiado arriesgado tratar de sostener y navegar con una sola mano. Descubrí que podía usar mi nariz para desplazarme, pero no podía ver dónde tocaba mi nariz con precisión. Fue en ese momento que se me ocurrió esta idea de un ‘dedo’ de extensión de la nariz que permitiría la navegación mientras mi teléfono está firmemente sujeto con una mano. Anoche envié un tweet desde el baño que estaba escrito como ‘Hola, estoy twitteando con mi nariz’, lamentablemente debido a la corrección automática del teléfono, lo envió como… ‘Hola, estoy reuniéndome con mi nariz’”.

No lo dice en ningún lado, pero para mi que se inspiró en las mascaras contra la peste bubónica que usaban en la edad media los médicos con forma de pico.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario